TE FUISTE…

Justo cuando golpeabas la puerta , cuando abriste el cofre y caminaban arañas…

Entre sus telas pasabas mis días sin sol, podía decir que la oscuridad era mi mejor amiga.

Pero golpeaste y mi mente se nubló de voces de recuerdos viejos

de amores inconclusos e historias inventadas.

Y sacudí mi ropa y me peiné el cabello,

y salí a recibirte como soñé … esperaras,

pero tan solo te fuiste….

Y dejaste abierto el gran cofre de mi Alma…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *